La Universidad Católica a penas pudo meter un gol e igualó a 1 con Real Potosí, en la cual se tuvo que despedir tempranamente de la Copa Sudamericana.

Las eliminaciones tempranas de U. de Concepción y O’Higgins, la UC estaba llamada a sacar la cara por Chile. y se estrelló contra una muralla lila. El campeón del fútbol local lamentablemente tuvo que despedirse del certamen recién en primera fase, al enfrentarse a Real Potosí.

El inicio de la UC fue prometedor. Con mucho volumen ofensivo, salieron a ganar. En ese panorama, la participación de Ricardo Noir fue clave. El argentino llegó al San Carlos de Apoquindo como reemplazo de Jeisson Vargas, y anoche no desentonó en los primeros 45′. Él tuvo un par de chances para anotar, pero lo evitó el meta paraguayo Henry Lapczyk, ese mismo que jugó alguna vez en Huachipato. Era una señal para lo que vendría. Al minuto 32, y luego de un centro de Magnasco, el ex delantero de Racing gana por arriba y abre la cuenta. La ilusión crecía, y con razón. Católica fue dominador absoluto de las acciones. ¿Y Potosí? Nada. Toselli era un espectador más.

Ademas el discreto árbitro colombiano Wilson Lamouroux sancionó mal un penal para el local, por una supuesta mano. Eso sí, los hinchas no contaban con que David Llanos fallara en esa instancia. Catolica buscaba mas goles, que llevó a Salas a realizar cambios que cuesta un poco entender. Sacó a Jaime Carreño para incluir a Carlos Espínosa, cuya inclusión no cambió en nada el partido. Luego, metió a Castillo y a Fuenzalida. El Chapa, por la izquierda, por Parot. Llenaron de centros sin sentido y el buen juego se esfumó. ¿Buonanotte? Intrascendente.

Manuel Rodriguez Mendez

http://www.purodeportes.cl

Fundador de PuroDeportes, enfocado en potenciar los diferentes deportes en Chile con el fin de hacerlos noticia, logrando que la gente se informe de lo que ocurre en ellos.

Más noticias

Leave a Reply