Un dramático desenlace tuvo un combate de boxeo en Inglaterra, donde el vencedor de la misma nacionalidad, Scott Westgarth (de 31 años), falleció tras ganar el encuentro pactado a 10 asaltos.

Scott se enfrentó a Dec Spelman, en un duelo de 10 asaltos, donde Westgarth logró la victoria por puntos (7-2-1,2Ko). Una vez finalizado el encuentro, el vencedor se notó errático en sus respuestas a los periodistas, desplomándose luego en vestuarios, donde primeros auxilios lo asistieron previo a su traslado al hospital Royal Hallamshire, donde falleció.

En la entrevista previa a su deceso respondió: “Controlé la pelea. Hice un buen trabajo y tengo una buena barbilla, de lo contrario me habría visto fuera de la pelea antes de tiempo (…) Hago esto por diversión, no porque creo que sea un luchador de clase mundial. Me alegro que pudiéramos dar un buen espectáculo y mantener a todos entretenidos”.

La British Boxing Board of Control, ente rector del boxeo en Inglaterra, confirmó el deceso del joven luchador, dando las condolencias a los familiares.

Al luto se unieron diferentes personalidades del boxeo británico, entre ellos su contrincante de aquella fatídica última pelea, quién se mostró considerablemente afectado por la muerte de su compañero.