El “Tanque” Garín se suma a la lista de Seis tenistas nacionales que lograron coronas en el circuito profesional desde 1973.

Christian Garín (73°) obtuvo el triunfo más importante de su carrera y el más notable del tenis chileno en los últimos diez años, al consagrarse campeón del ATP 250 de Houston, superando en una durísima final a Casper Ruud (95°) en tres sets.

También te podría interesar: Team Chile de balonmano venció a Colombia y clasificó a Lima 2019

La primera raqueta nacional se mantuvo de pie en una batalla que se extendió por más de 2 horas, para consagrarse por primera vez campeón de un torneo ATP, venciendo por 7-6, 4-6 y 6-3 a un durísimo rival.

El primer set estuvo marcado por una guerra de quiebres entre el chileno y el noruego, el encuentro se tornaba bastante apretado para ambos, llevando la definición del primer set a tiebreak, donde Garín, mostró la garra y perseverancia que lo caracteriza para quedarse con la manga por 7-5.

Pese a mostrarse superior en el primer set, las cosas se complicaron para el chileno en el segundo parcial. Luego de haber tenido instancias para quebrar el servicio de su rival que no pudo aprovechar, Ruud se quedó con el servicio del nacional en una oportunidad, lo que le bastó para llevarse el set por 6-4.

Con las cosas igualadas, se vendría lo mejor para el final. En el último set Garin salvaría varios puntos de quiebre que resultaron ser el punto de inflexión en el encuentro para luego ponerse 4-2 arriba y así posteriormente llevarse el último set, y la gloria del primer trofeo profesional.

Con este título, Christian Garín termina con una sequía de 10 años sin títulos ATP para Chile, siendo el último ganado por Fernando González en el ATP de Viña del Mar 2009.

Gracias a este resultado, Garín tendrá un enorme salto en el ranking ATP, ya que subirá nada menos que 26 posiciones, ubicándose desde el lunes en el puesto 47°, el mejor de su carrera hasta el momento.

Su próximo desafío será el cuadro principal del ATP 500 de Barcelona, la semana del 22 de abril.

REVIVE EL PUNTO CON EL QUE EL CHILENO SE QUEDÓ CON SU PRIMER TÍTULO ATP EN SU CARRERA